4/23/2017

Uñas rotas


Se han roto, necesito que se vean bonitas como las de las demás chicas. Mientras crecen escondo las manos en los bolsillos de mis jeans, porque mis uñas están rotas.

No me cabe en la cabeza ir por la calle así, con un desastre en las manos. ¿Qué dirán de mi? 
Las chicas siempre llevamos las manos bonitas. 
Siempre un bonito pinta uñas, 
un corte de moda por favor, y sobre todo un aspecto aparentemente saludable.Así que no, 
mis uñas no pueden seguir rotas.

Camino por la calle y mis ojos solo pueden ver uñas, perfectas y sanas.Uñas de chico, cortas, pero no rotas. Uñas de chicas, preciosas como lo eran las mías antes de desprenderse de mis dedos. Uñas, Uñas, Uñas de todo tipo… pero bonitas.

Sin embargo, 
 veo lo que estuvo apunto de pasar desapercibido.
Un parque repletos de uñas… uñas sucias, uñas desaliñadas pero naturalmente desinteresadas, pero sobre todo, uñas rotas. E instintivamente y con mucha seguridad mis manos comienzan a salir del fuerte, de mis bolsillos. 

Ahora mis manso están rodeadas de pequeños humanos que sienten, viven, respiran, la felicidad sin pararse a pensar en que tan perfectas están sus uñas.


Mis uñas siguen rotas, y 
mis manos ahora están sucias. 




1 comentario:

  1. ¡Holaa guapa! Oh, me he quedado alucinada con el relato, a veces le ponemos atención a las cosas que a gran escala no tienen importancia. O al menos es lo que he entendido. Muchas gracias, y feliz día del libro.
    ¡Besos! :3

    ResponderEliminar

Follow Us @chrismoonn

'/>